Inicio 2019-09 Septiembre Acuerdo salarial de la AEFIP

Acuerdo salarial de la AEFIP

LUEGO DE VARIAS REUNIONES, EL GREMIO DE LOS IMPOSITIVOS CERRÓ PARITARIAS

370
Compartir

El 6 de septiembre “luego de numerosas reuniones donde se mantuvo la postura de la Mesa Directiva Nacional de resguardar el salario de los trabajadores impositivos y de la seguridad social, se alcanzó un acuerdo salarial para el corriente año que consiste en un 10% a partir del 1 de agosto, aplicable sobre las retribuciones vigentes al 31 de julio de 2019, un 10% a partir del 1 de septiembre, aplicable sobre las retribuciones vigentes al 31 de agosto de 2019, un 10% a partir del 1 de octubre, aplicable sobre las retribuciones vigentes al 30 de septiembre de 2019”, entre otros ítems.

“Somos los trabajadores de AFIP quienes venimos sosteniendo la recaudación, pilar fundamental para el difícil momento económico que vive el país, y como siempre lo hicimos, vamos a seguir defendiendo nuestro Organismo, nuestro Convenio Colectivo de Trabajo y nuestro salario”, indicaron las autoridades de la AEFIP.

El acuerdo contempla asimismo la “incorporación de los 2000 pesos vigentes conforme el Acta Acuerdo 3/2018, al concepto Incremento Salarial suma fija, quedando el mismo alcanzado por los incrementos mencionados”.

Dispuso también incrementar el refrigerio en 3000 pesos a partir del 1 de agosto. Y convinieron una cláusula de revisión en febrero de 2020.

Por otra parte, “se acordó el pase a Planta Permanente de los compañeros que se encontraban contratados a plazo fijo, quedando enmarcados en nuestro Convenio Colectivo de Trabajo”, indicaron.

No es exagerado decir que fueron numerosas las reuniones paritarias concretadas con la patronal, dado que se sucedieron el 13, 16, 21 y 27 de agosto, antes de sellarse el 6 de septiembre.

En la reunión del 27 de agosto, recién la representación oficial confirmó su propuesta salarial, que incluyó la revisión en febrero 2020, lo que la representación gremial puso a consideración de los cuerpos orgánicos.

Pero previamente, dado que la AFIP no había presentado propuesta alguna y evidenciado una actitud dilatoria, el gremio debió declarar el Estado de Alerta en todo el país.

“Llevamos adelante la recaudación en un Organismo que no brinda respuestas de índole operativa para cumplir con nuestras funciones, con falta de inversión real y precarias condiciones edilicias, aun contando con superávit, a lo cual debe sumarse la pérdida de poder adquisitivo producto de la inflación y la Disposición 204/2018 cuestionada judicialmente. Las autoridades deben respetar y reconocer el trabajo que realizamos. La AFIP somos los trabajadores”, manifestaron en la oportunidad.