Inicio APHARA El crecimiento del Turf

El crecimiento del Turf

CLARO OBJETIVO DE APHARA Y EL PERSONAL HÍPICO

141
Compartir

Representados por APHARA, la Gremial de la Hípica Nacional que conduce Diego Quiroga, los trabajadores de los Hipódromos de San Isidro y de Palermo, de las Salas de Slots y las Agencias, en su rol de actores claves continúan firmes junto a su sindicato en la lucha por el crecimiento continuo de la actividad y el sostenimiento de las fuentes laborales, con el claro objetivo de trabajar para recuperar la grandeza del Turf que «es orgullo argentino y ejemplo en todo el mundo».

En este marco, durante los últimos meses de 2022 APHARA rubricó acuerdos paritarios con el Hipódromo de Palermo, San Isidro y la Cámara de Agencias de Turf, para que los salarios no queden detrás de la inflación, avanzando paso a paso en la recuperación del poder adquisitivo de sus representados con la meta puesta en un 2023 que sea un año de progreso para todos. Tanto para la actividad como para el país. «Seguimos trabajando y avanzando en estos objetivos», remarcaron.

Con toda la energía y el compromiso puesto en esa premisa, los trabajadores de la hípica junto a su gremio siempre van para adelante, nunca bajan los brazos ni se dan por vencidos pese a las difíciles circunstancias que han debido atravesar en los últimos años por la pandemia, a las que se sumaron los sacudones de la crisis económica y social que atraviesa la Argentina y la del mundo en general que repercute en nuestro país. «Trabajamos con la certeza de que cuando gana la actividad ganamos todos», afirman ellos al tiempo que aseguran que «cada uno desde su lugar estamos listos para seguir creciendo, y sabemos cómo hacerlo. Con dedicación, esfuerzo y compromiso logramos los objetivos, vamos por el buen camino. Esa es la senda a seguir», sostuvieron con énfasis.

En los primeros días de febrero de 2023 desde los distintos ámbitos que conforman esta industria sin chimeneas remarcaron que arrancaron ese mes «tal como terminamos el anterior: respirando Turf. Todos los trabajadores de la actividad hípica percibimos en el aire la emoción, la tensión y el clima que sólo el mejor Turf puede dar».

Los trabajadores son la fuerza de trabajo de la Industria Hípica, una actividad golpeada que funciona porque ellos «asumen su rol y con su esfuerzo posibilitan que la actividad se desarrolle y se generen los recursos que aportan al sostén de la economía del país». Y en este contexto toman la mejor decisión: «Apuntalar la actividad hípica, sostenerla, difundirla y promoverla», cada uno desde su puesto de trabajo en una carrera en la que «ganamos todos», destacaron.