Inicio ASIMM / Motoqueros ASIMM Motoqueros en su Día “Artífices de nuestro propio destino”

ASIMM Motoqueros en su Día “Artífices de nuestro propio destino”

130
Compartir

«Artífices de nuestro propio destino» los Trabajadores Motociclistas Mensajeros celebran su Día este 29 de diciembre, fecha en que conmemoran la puesta en marcha del gremio con la asunción en 2008 su actual conductor MARCELO PARIENTE.

A 12 años de aquel hecho histórico para la Asociación Sindical de Motociclistas, Mensajeros y Servicios (ASiMM) que conduce Marcelo Pariente, secundado desde la Adjunta por Maximiliano Arranz, el sindicato motoquero mantiene encendida la llama de su espíritu militante llamando a sus representados a conocer sus derechos, en la firme convicción de que «todo trabajador tiene derecho a la participación libre y democrática de la vida activa del sindicato», más aún «en tiempos tan difíciles como los que hoy nos toca vivir» donde «dicha participación es una obligación moral», afirma el gremio.

Es desde el 2010 que la ASIMM conmemora cada 29 de diciembre el Día del Trabajador Motoquero por decisión orgánica en una asamblea que contó con el voto unánime de su gente. En el 2011 a tres años de gestión, si bien habían logrado la Personería Gremial en julio de 2009, a partir de ahí la firma del CCT de la actividad y empezado a cerrar paritarias, su gran conquista fue y es actualmente “haber desarrollado el sentido de pertenencia al sindicato, que entre todos alimentamos día a día”, aseguran dirigentes, delegados y militantes.

Surgida del consenso y el diálogo de la «Agrupación de Trabajadores Motociclistas y Ciclistas 17 de Octubre» y la «Agrupación de Motoqueros Peronistas», el 29 de diciembre de 2008 la Lista «Azul y Blanca Juan Domingo Perón» consagraba a Marcelo Pariente al frente del gremio en la Secretaría General, secundado por Maximiliano Arranz en la Secretaría Adjunta, con el respaldo unánime del 71% del padrón que concurrió a votar la lista única de unidad, en el marco de un acto eleccionario llevado a cabo en la sede de las 62 Organizaciones Gremiales Peronistas que por entonces encabezaba el Momo Gerónimo Venegas.

En esa oportunidad, Marcelo Pariente anticipaba lo que en definitiva sentó las bases del presente de la organización sindical. «Este será un sindicato basado en la solidaridad y el apoyo mutuo entre compañeros, un sindicato que luchará por los derechos, la dignidad y el mejoramiento económico de sus trabajadores, teniendo en claro que la Justicia Social no se mendiga, se conquista”, dijo Pariente para luego remarcar que en forma inmediata entrarían en «la etapa de la constitución, seguramente la más difícil pero sin duda la más satisfactoria, donde encaramos la lucha por la personería gremial, donde terminaremos de darle forma al convenio colectivo de trabajo para presentarlo a la Cámara de Empresarios de Mensajería. Sin duda esto nos puede llevar a una etapa más dura, pero insisto, no nos olvidemos que la Justicia Social no se mendiga, se conquista”.

Y así es como comenzaron con una fuerte campaña de sindicalización de «todos los compañeros que faltan afiliarse al gremio», que siempre han mantenido vigente visitando los lugares de trabajo. “Haremos de lo que era un sello de goma, un gremio orgánico y disciplinado, peronista y representativo”, aseguró ese día Pariente, haciendo hincapié en que el objetivo de entonces y de siempre «fue y sigue siendo muy claro, la lucha por los intereses y la dignificación de los trabajadores de la actividad, que cada compañero mensajero tenga lo que por derecho le corresponde, como ser trabajar en blanco, tener un salario digno, tomarnos vacaciones, cobrar un aguinaldo y asignaciones familiares, entre otros».

A meses de aquel día histórico, el 30 de julio de 2009 el Ministerio de Trabajo de la Nación publicaba en el Boletín Oficial Nº 31.705 el ámbito de representatividad del gremio otorgándole la Personería Gremial. “Este gremio es un verdadero potrero sindical. Todos nos hicimos bien de abajo con una pasión manifiesta por la defensa de nuestros derechos. Bajo esa convicción llegamos a conseguir este documento nacional de identidad que es la personería gremial, mordiendo el polvo como en el potrero.
Por eso nos sentimos del potrero sindical y así lo vivimos en cada asamblea”, afirmó Marcelo Pariente, secretario general de los trabajadores motoqueros.

Sí hay algo que distinguió a los motoqueros de la ASIMM desde un principio es su compromiso y participación en cada Asamblea. «No hay forma de que aprobemos algo dentro de una asamblea, una moción o lo que sea que no provoque una explosión de júbilo en todos los muchachos, es que lo sentimos así. Lo nuestro es un sentimiento. Tal es así que, para nosotros la asamblea normalizadora de la Junta Electoral que fijó fecha de elecciones, en su momento fue como el “17 de octubre del 45”, y esta Personería Gremial algo así como “la vuelta de Perón». Todo esto conforma un acto de liberación, es un antes y un después de un montón de años de estar librados al abandono, de no estar reconocidos, de estar a la buena de Dios”, ilustró Pariente.