Inicio 2019-10 Octubre La dignidad no se negocia

La dignidad no se negocia

UOETSYLRA EN ALERTA POR ESTANCAMIENTO PARITARIO

27
Compartir

La Comisión Directiva de La Unión Obreros y Empleados Tintoreros, Sombrereros y Lavaderos de la República Argentina (UOETSyLRA), encabezada por Luis Pandolfi, declaró hacia el 18 de septiembre el Estado de Alerta y Asamblea Permanente ante el estancamiento paritario con la cámara empresaria por la revisión salarial. “La dignidad no se negocia”, sentenciaron.

Por otra parte, las autoridades del gremio saludaron a los trabajadores en su día el 22 de septiembre, “fecha que representa un sentimiento muy especial en todos y cada uno de nosotros que somos la familia de la UOETSYLRA”.

En cuanto a su día, la Agrupación 17 de octubre que lidera Luis Pandolfi señaló: “juntos hemos logrado muchas conquistas…” y remarcó que “la unidad y la solidaridad es el acto de mayor preponderancia en estos tiempos”.

Con respecto a la negociación salarial, dada la pérdida del poder adquisitivo, UOETSYLRA declaró el estado de alerta y movilización a partir de considerar como “escaso” el último ofrecimiento empresarial.

“Todos sabemos cuál es el índice de inflación que se estipula para este año. ¡No podemos ser los únicos que hagamos el esfuerzo! Los trabajadores no pueden ser la variable de ajuste de una crisis en la cual somos los más perjudicados”. expresaron.

En este sentido el secretario general de UOETSYLRA, Luis Pandolfi, anunció que el gremio evalúa iniciar un plan de lucha con movilización en todos los establecimientos del sector.

De hecho, la organización sindical ya está llevando adelante asambleas en las puertas y el interior de las empresas para resolver con los delegados y trabajadores las medidas de fuerza que protagonizarán, dando mandato a la conducción del sindicato para decretar un paro de actividades en caso de que “la patronal no mejore la oferta en el incremento salarial”.

APPAREL

Por otra parte, UOETSYLRA denunció graves incidentes en la puerta del lavadero APPAREL, ante “la actitud patoteril del titular del lavadero”, quien el 26 de septiembre avanzó con su vehículo sobre uno de los dos “representantes gremiales que estaban en la puerta del establecimiento entregando documentación a los trabajadores, golpeándole la rodilla derecha con la trompa del auto en actitud desafiante y amenazante”.

En ese aspecto, el gremio le pidió “a los miembros societarios del lavadero, que tomen cartas en el asunto e insten a esta persona a no agredir a nadie más y que deje de confrontar permanentemente con el gremio, cuando en realidad lo que debería hacer es cumplir con sus obligaciones con la entidad pagando aportes y contribuciones de ley”.