Inicio Uncategorized USIMRA en alerta y movilización

USIMRA en alerta y movilización

EL PLENARIO EXIGIÓ LA REAPERTURA PARITARIA Y LA DEFENSA DE LA OSPIM

46
Compartir
El Secretariado Nacional de USIMRA liderado por Jorge Gornatti. CRÉDITO FOTO: SERGIO SANTILLÁN

 La Unión de Sindicatos de la Industria Maderera Argentina (USIMRA), que lidera Jorge Gornatti, llevó a cabo un Plenario de Secretarios Generales en reclamo de una nueva reapertura paritaria del sector, ante la pérdida del poder adquisitivo del salario, y en defensa de la obra social OSPIM ante la altísima evasión empresaria de aportes y contribuciones.

“La pérdida del poder adquisitivo de los salarios, una inflación descontrolada, la crisis económica en la Obra Social OSPIM, y la injusta política de ajuste a la que nos somete el gobierno nacional hace que los secretarios generales de la industria maderera de todo el país, reunidos en Córdoba, declaren el estado de alerta y movilización del gremio en defensa del derecho al trabajo, a la dignidad y a la salud que merecen los trabajadores madereros argentinos”, concluyó la declaración del Plenario el 26 de octubre.

En este marco, las autoridades del gremio aprovecharon la convocatoria para dejar inaugurados dos bustos homenaje al eterno líder maderero Antonio Natalio Basso, que son una réplica del ubicado en la sede central de la USIMRA. Los bustos fueron colocados en las instalaciones de los dos hoteles que poseen en la provincia de Córdoba, uno en el Eva Perón de Río Ceballos, donde se llevó a cabo el Plenario, y otro en el Colonia Lago de Villa Carlos Paz.

El Plenario que convocó a todos los secretarios generales de los sindicatos madereros adheridos a la USIMRA, sesionó a raíz de la “profunda preocupación por la grave situación socioeconómica en que se encuentra el país, sumiendo en dificultades extremas a los trabajadores”, tal como indica en el inicio la declaración del encuentro.

En ese contexto, explicaron que les “aflige la brutal pérdida del poder adquisitivo, como consecuencia de los altísimos niveles de inflación que parece no poder ser controlada por el Gobierno Nacional, del mismo modo que el desmesurado incremento en tarifas de servicios y transporte”.

Asimismo, expusieron “la angustia de los compañeros ante la incertidumbre que genera la expulsión de puestos de trabajo, el acortamiento de la jornada laboral y las suspensiones”, y se manifestaron en defensa de “la continuidad de las fuentes de trabajo y el derecho a asegurarse la estabilidad en el empleo, como así mismo la normal extensión de la jornada laboral”.

SALVAR LA OSPIM

“Debemos remarcar la consternación y preocupación que nos provoca la crisis que agrede a nuestra obra social, en especial a raíz de la altísima evasión de aportes y contribuciones que retienen indebidamente los empresarios madereros, lo que habla de la insensibilidad y desprecio que tienen por la salud de los trabajadores y sus familias”, indicaron los integrantes del Secretariado Nacional.

Expusieron además que esta problemática que enfrenta la OSPIM “se profundiza por el aumento permanente de los precios de la medicina, convirtiendo un sistema en el que debiera imperar la razonabilidad, en una verdadera ley de la selva, que desampara y pone en serio riesgo la salud de nuestros compañeros y sus familias”.

En ese orden, remarcaron que “la evasión a la Obra Social muestra la cara más inhumana de los empresarios, que han demostrado que poco les importa la salud de las personas que sostienen con su esfuerzo diario la rentabilidad de sus empresas”.

Por eso les reclamaron que “dejen de excusarse en la situación coyuntural del país, y de ajustar sus márgenes de ganancia con el sufrimiento de los trabajadores madereros”.

En el análisis final, subrayaron que “la pérdida de empleo, la disminución de la jornada laboral y de todo tipo de suspensión producto de la ineficiencia empresarial y del ajuste al que nos somete el gobierno nacional, empuja a la degradación social de las familias trabajadoras”.